Los doce culpables del #asensiazo

1. Antonio Asensio. Después de una etapa de rodaje tutelado al frente de Grupo Zeta tras la muerte de su padre y fundador de la compañía, Antonio Asensio Mosbah asumió la presidencia bajo la batuta de la banca acreedora. En su currículum se encuentra un expediente de regulación de empleo (ERE) para despedir a 500 empleados presentado el último día de 2008, la negociación de un crédito sindicado con unas condiciones leoninas y posteriores recortes de salario y plantilla en la mayoría de las empresas. En vísperas de Navidad ha abrazado la reforma laboral y ha puesto en marcha una rebaja salarial por decreto y se niega a rebajar las rentas que obtiene de las empresas en forma de alquileres o a hacer una ampliación de capital. Su única solución es volver a romper la hucha de los trabajadores y seguir aumentando su fortuna en la sociedad de inversión familiar. Mantiene una deuda millonaria con Grupo Zeta debido a su productora de cine Zeta Cinema.

2. Juan Llopart. Tiene un conocido y amplio historial como reestructurador de sociedades por encargo. Situado en la órbita de CaixaBank, es el enlace entre Asensio y los bancos acreedores que ha puesto en marcha en férreo control financiero excluyendo algunas partidas como las retribuciones de la alta dirección, que se niegan a declarar en el registro mercantil. Es uno de los imputados en la investigación del desfalco de Bankia, banco del que formó parte como uno de los hombres de confianza de Rodrigo Rato.

3. Conrado Carnal. El director general del grupo inició su andadura en el grupo como responsable financiero justo en el momento en el que se gestaron algunos de los problemas que hipotecan ahora el futuro de la compañía. Aunque las actas fiscales nacieron por el impago de impuestos en los 90, Carnal se encontraba en la cúpula de Zeta en los años en los que se recurrió la sanción y se fue creando una pelota de deuda. En esta ocasión, Carnal ha rechazado que sea posible que los bancos, Hacienda, Asensio y los directivos hagan más esfuerzos, por lo que ve a los empleados como los únicos paganos.

4. Joan Alegre. El director del área de prensa fue uno de los que sacaron tajada de los años de vacas gordas en El Periódico de Catalunya. Posteriormente dio un portazo al Grupo Zeta y fue de director general a ADN, que cerró hace unos años, y duró un año y medio en Ara antes de volver a Zeta para desplazar a Enrique Simarro. Ha dejado sin efecto el plan de mejoras al que se comprometió su antecesor en el cargo con el comité intercentros de El Periódico.

5. Enric Hernández. Pasó de ser el delegado de El Periódico en Madrid a director del diario tras un breve paréntesis al frente de El País Catalunya. Desde que sucedió a Rafael Nadal en febrero de 2010, la difusión de El Periódico no ha parado de caer hasta situarse por debajo de los 97.000 ejemplares. Su última ocurrencia ha sido proponer a una decena de jefes de área pasar a personal fuera de convenio para que se libren de la rebaja salarial. La mitad de ellos ha rechazado la propuesta.

6. Joan Solà. El actual gerente de Ediciones Primera Plana es uno de los directivos que han ascendido más rápidamente. Actúa de mano derecha de Alegre y ha defendido como el que más en algunas reuniones con el comité la necesidad de rebajarnos los sueldos, un objetivo y unas formas que chocan con el ideario de Esquerra Republicana, partido por el que es concejal en Sant Llorenç de Savall.

7. David Casanovas. El director de recursos humanos de Grupo Zeta se ha formado íntegramente en la compañía. Desde que asumió esta responsabilidad ha participado en la negociación de un ERE de 500 despidos en 2008 que capitaneó un bufete externo de abogados, un plan de desinversiones en todo el Grupo que costó otros 500 puestos adicionales entre 2009 y 2012, un acuerdo de rebaja salarial temporal en el convenio de 2012 y un hachazo salarial y de plantilla a la rotativa de Parets del Vallès. Su credibilidad ha caído en picado después de incumplir los acuerdos con los comités para registrar los convenios y aprovechar así la ventaja que le permite la reforma laboral, lo que le ha costado tres denuncias en la inspección de Trabajo.

8. Cristina Samaranch. Es el brazo ejecutor de David Casanovas como responsable de laboral del bufete KPMG en Barcelona. También es una de las denunciadas por los comités por no haber registrado los convenios deliberadamente. En su currículum tiene algunas negociaciones atamente conflictivas y embarulladas como las de Alstom.

9. Josep Maria Casanovas. Uno de los creadores y fundador del diario Sport, ha ejercido de editor durante 33 años y pese a haber vendido el paquete accionarial mayoritario a Grupo Zeta a inicios de los 90, el diario ha sido siempre su cortijo particular que ha utilizado a conveniencia. También a la hora de descapitalizarlo, concediendo generosas indemnizaciones a sus ‘amigos’ incluso cuando éstos se han ido por voluntad propia y no les correspondía compensación alguna. Ahora, jubilado como asesor editorial, sigue prestando servicios a quienes le permiten mantener su estatus de puertas afuera.

10. Joan Vehils. Llegó a la dirección de Sport y estalló la crisis. ¿O fue al revés? Su nombramiento obligó a pagar abultadas indemnizaciones a Josep Prats y Miguel Rico y así empezó nuestro viaje por los números rojos de la cuenta de explotación. Ha sido el director de nuestros peores años laborales pero tiene ese halo que le permite a menudo pasar de puntillas por encima de los conflictos con esa filosofía del que nunca está cuando caen chuzos de punta. Su mejor interpretación es siempre cuando hay despidos. Pese a ser, obviamente, quien hace la lista negra, siempre acaba mostrándose perplejo y sorprendido. De Oscar. Ahora anda liado a lo Lawrence de Arabia con algún turbante catarí que quiere hacer negocio con Sport. Vamos a ver si podemos apuntarle un éxito.

11. Marta Ariño. Reina de los despidos, los insultos, las vejaciones y los gritos a sus subordinado en el área de revistas, esta princesa sabía combinar con elegancia los drásticos recortes en el área de revistas con el lujo insultante en su indumentaria. Un “talento” de la escuela de Llopart que un día se nos fue, agradecida, a la competencia.

12. Josep Sicart. Director financiero de Grupo Zeta y fiel escudero de sus superiores cuando se lo piden. Empezó a intervenir con calculadora en mano en la negociación para recortar Gráficas de Prensa Diaria.

Anuncios

5 pensamientos en “Los doce culpables del #asensiazo

  1. ALEA JACTA EST. No tengáis miedo a traspasar el Rubicón y sencillamente, pasadlos a espada porque ellos , hace tiempo que os pasan a vosotros . Recordad 12 DEL PATIBULO .Este título les va mejor. Ánimo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s